Facebook quiere construir su propia ciudad

Recreación de una de las calles de Willow Campus. OMA

Willow Campus contará con 1.500 viviendas de distintas tipologías, un supermercado, un cine, una farmacia y una plaza pública

Facebook construirá casas asequibles alrededor de sus oficinas

La actual sede de Facebook en Menlo Park, dentro del área californiana conocida como Silicon Valley, se les ha quedado pequeña a Mark Zuckerberg y los suyos. Desde que en 2015 abrió sus puertas, de la mano del prestigioso arquitecto canadiense Frank Gehri, el gigante tecnológico ha aumentado su peso en Internet y en el mundo, por lo que su cuartel general, en el que actualmente trabajan unas 9.000 personas, debe expandir sus fronteras.

Pero la falta de espacio no es el único factor que ha provocado que Zuckerberg anuncie sus planes de construir una pequeña ciudad. La subida continuada en los precios del alquiler de las viviendas de la zona, ha sido uno de los principales desencadenantes.

“Nuestro objetivo para Willow Campus es crear un barrio que provea los servicios comunitarios que tanto necesitamos,” explicó John Tenanes, vicepresidente de Facebook para instalaciones globales.

La urbe, a la que han bautizado como Willow Campus, está conformada por 1.500 viviendas de distintas tipologías. Además, contará con un supermercado, una farmacia , un cine y una plaza pública, es decir, pretende cubrir todas las necesidades de los habitantes de la zona, unos 34.000 aproximadamente.

El encargado de diseñar este complejo será Rem Koolhass, galardonado con el prestigioso premio Pritzker de arquitectura en el 2000 y fundador del despacho con base en Nueva York OMA. El presupuesto inicial con el que cuenta la propuesta es de 16 millones de euros y Facebook espera que la primera fase del proyecto esté terminado en 2021 y completamente finalizado en 2023.

La nueva ciudad se levantará sobre un terreno de 125.000 metros cuadrados que la compañía adquirió en 2015 en Menlo Park, a unos 30 kilómetros al sur de San Francisco y muy cerca de la actual sede.

Hinchazón de los precios

Internet se expande muy rápido y, aunque opere en un mundo virtual, necesita de medios físicos y tangibles. Desde 2010 se han creado alrededor de unos 650.000 puestos de trabajo en el área de la Bahía de San Francisco, pero la construcción de viviendas e infraestructuras capaces de sostener este auge no ha logrado mantenerse cerca de este ritmo de crecimiento profesional.

Las consecuencias, atascos día sí, día también, y un incremento desorbitado en las rentas, que ya de por sí son altas puesto que Menlo Park está cerca San Francisco, una de las ciudades más cara del mundo para alquilar, con un precio medio que orbita los 2.488 euros mensuales.

¿Con la construcción de Willow Campus se solventarán los problema de vivienda de Menlo Park? Puede que de forma parcial. Únicamente el 15% de las casas que Facebook construirá estarán por debajo de los precios de mercado. Cabe destacar que, estas nuevas residencias están pensadas para el uso mixto, es decir, podrán adquirirlas tanto trabajadores de la compañía como otros interesados.

El precio medio del arrendamiento en Menlo Park se ha triplicado desde que Zuckerberg anunció su mudanza a la ciudad en 2011. Según datos de Rent Jungle, a principios de ese mismo año, vivir en arrendamiento costaba alrededor de 961 euros mensuales. Se puede decir que era hasta barato si tenemos en cuenta la zona, pero eso cambió al poco tiempo del desembarco de la red social en Silicon Valley, ya que 2011 cerró con un precio medio de las rentas de 1.850 euros.

En la misma línea de crecimiento, según otros datos de Rent Jungle, en julio de 2017 alquilar una vivienda con un dormitorio costaba alrededor de 2.350 euros al mes y una de dos habitaciones ascendía a más de 3.300 euros.

Si estás pensando mudarte a Silicon Valley, y eres más de comprar que de alquilar, no te preocupes, hay burbuja para todos. El valor promedio de las casas ha aumentado desde los 456.500 euros en 2012 a los casi 760.000 euros en 2016, según datos de la inmobiliaria Trulia.

Con estos precios tan altos, hasta personas con salarios de 100.000 dólares (unos 85.000 euros al tipo de cambio actual) se han visto en apuros y han tenido que pedir ayuda personalmente a Mark Zuckerberg para poder pagar sus alquileres.

Un futuro nada alentador, inmobiliariamente hablando, si se tiene en cuenta el ritmo de crecimiento que caracteriza a las compañías tecnológicas que en cuestión de poco tiempo pueden aumentar su plantilla considerablemente. Por ejemplo, la plantilla de Facebook aumentó un 54% durante 2016 y se prevé que 6.500 trabajadores se unan a las filas de Zuckerberg en los próximos años. Más trabajadores, más casas se necesitan.

¿Héroes o villanos?

La enorme demanda de personal por parte de Facebook y otras empresas del sectorha obligado a irse de la zona a los vecinos tradicionales y ha provocado el colapso de las carreteras de Menlo Park. “No es un desastre natural, pero es un desastre artificial“, alarmó en 2016 el supervisor de San Francisco David Campos en relación a la falta de vivienda.

Los residentes se quejan de que cada mañana ir a sus respectivos trabajos es una verdadera odisea debido a los atascos que se producen y lamentan que ir a comprar algo al supermercado más cercano, que se encuentra a poco más de seis kilómetros, pueda llevar hasta 30 minutos por la congestión del tráfico.

Son muchas las voces que culpan a Facebook de este “desastre artificial” que ha tenido como epicentro a Menlo Park. La empresa de Mark Zuckerberg, que obtuvo beneficios de 12.400 millones de dólares en 2016, ha sido criticada por ofrecer a sus empleados una ayuda de 10.000 dólares a aquellos que se acercarán a su sede central.

Por otro lado, algunas de las propuestas de Facebook también son bien recibidas por los integrantes de la comunidad. La red social se ha comprometido a construir un supermercado y una farmacia, con el fin de evitar los desplazamientos que tantos estragos temporales estaban causando.

Además, la compañía tecnológica está invirtiendo millones en la reforma de la autopista U.S. Route 101 que atraviesa los Estados de California, Washington y Oregon, y que conecta directamente la sede con la ciudad de San Francisco.

El ‘boom’ de las ciudades tecnológicas

Pero Facebook no es la única empresa que está tratando de solventar los problemas que causa a su paso. Con la próxima apertura de Apple park en Cupertino, Santa Clara, California, la compañía que fundó Steve Jobs está pagando a la ciudad más de cuatro millones de euros para compensar la carga que está poniendo y que pondrá en el mercado de la vivienda. Más de 12.000 empleados se trasladarán a la nueva sede, y se estima que la demanda de casas en Cupertino aumentará en más de un 284%. La burbuja está asegurada.

Tampoco el gigante de las búsquedas se ha quedado atrás. Según publicó en junio The Wall Street journal , un portavoz de Google anunció que la compañía destinará casi 26 millones de euros para la adquisición de 300 apartamentos prefabricados, con el fin de ubicar a sus trabajadores en las cercanías de su sede Mountain View, también en Santa Clara.

Posted in Noticias and tagged , , , , .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *